top of page

El Rostro del Inversionista

A veces pensamos que un inversor inmobiliario es un señor vestido con saco y corbata, con una personalidad fría que solamente puensa en su retorno de inversión, y no le interesa nada más que ganar la mayor cantidad de dinero posible. Pero esto no es necesariamente así. También hay un intercambio de valor. Un grupo de inversion o inversionista hacen posible que personas puedan acceder a vivienda o a la posibilidad de montar su negocio en un local comercial financiado, de manera que aporta también al crecimiento de la economía. De no existir, a las personas les resultaría muy difícil hacer realidad su negocio o acceder a vivienda propia. De manera que emprender un proyecto en mobiliario es una actividad que requiere mucha visión, y aporta positivamente a la economía, y requere cierto grado de generosidad y fe.

Porque por más que tratemos de reducir lo más posible los riesgos, siempre hay la incertidumbre de lo que va a pasar mañana. De manera que un inversor no es solamente un señor o señora vestidos en saco y corbata, sino que son personas comunes

que han decidido poner algo de capital en riesgo con la intención de ganar pero también ofrecen valor a sus futuros clientes.

2 visualizaciones0 comentarios

Comments


Suscríbete al Blog

Descubre las últimas tendencias y consejos en desarrollo y diseño de proyectos inmobiliarios. Únete a nuestra comunidad de líderes de la industria suscribiéndote al blog y recibirás una notificación cada vez que publique una nueva entrada.

¡Gracias por enviar!

bottom of page